El azúcar es una parte importante de la alimentación, tu cuerpo necesita glucosa por varias razones y para diferentes funciones. Sin embargo, la dieta diaria de la sociedad moderna, tanto adultos como niños, contiene demasiada azúcar. A continuación describimos cómo afecta el azúcar a tu cuerpo y algunos consejos simples para reducir el consumo de azúcar.

Cómo afecta el azúcar a nuestro cuerpo

Más azúcar es igual a más calorías sin ningún tipo de valor nutricional, y la razón por la cual una dieta alta en azúcar causa aumento de peso. Cuando los alimentos azucarados constituyen una gran parte de tu dieta, tu cuerpo recibe más calorías de las que necesita.

Estos alimentos azucarados dejan menos espacio en la dieta para alimentos saludables que proporcionan a tu cuerpo los nutrientes que necesita para funcionar correctamente. Comer una chocolatina en lugar de un tazón de fruta y queso fresco, le roba al cuerpo vitaminas y proteínas necesarias para el organismo.

cómo afecta el azúcar

Además de las “calorías vacías” del azúcar, esos alimentos altos en azúcar no suelen satisfacer bien el hambre, puedes comerte una tableta de chocolate entera y aún sentir hambre. Esto puede hacer que consumas aún más calorías para llenarte, lo que significa que consumirás más dulces aparte del capricho inicial.

Las personas con altos niveles de consumo de azúcar tienen muchas más probabilidades de volverse obesas o con sobrepeso, sin importar la edad, incluso los niños. De hecho, los niños que beben diariamente bebidas endulzadas con azúcar tienen un 60% más de posibilidades de convertirse en obesos.

Porqué se convierte en una adicción

Para entender mejor cómo afecta el azúcar a nuestro cuerpo, hay que aclarar que las células del cerebro necesitan azúcar para funcionar, pero el azúcar también parece ser una recompensa para el cerebro con la producción activada de dopamina. Los escáneres cerebrales realizados mientras se consumen alimentos azucarados muestran que la misma área del cerebro estimulada por el consumo de alcohol se ilumina con el consumo de azúcar. Esto hace que quieras consumir más alimentos azucarados, cuanto más azúcar consumas, más refuerzas ese ciclo de recompensa, lo que dificulta la eliminación del hábito de tomar azúcar.

Un nivel de azúcar alto se obtiene de comer azúcares simples que contribuyen a la sensación de que necesitas aún más azúcar. Como tus niveles de azúcar en sangre aumentan, sientes el impulso de energía después de su consumo. Este nivel alto de azúcar es seguido rápidamente por el choque que recibe el cuerpo cuando produce insulina, reduciendo los niveles altos de azúcar en la sangre. De esta forma, pasas de un nivel alto de azúcar en sangre a un nivel bajo.

Después de estos cambios extremos, algunas personas toman otro alimento o bebida azucarada para superar esos sentimientos de cansancio, temblores o necesidad de otro impulso alto de azúcar. La caída de los niveles altos de azúcar se convierte en un ciclo que es difícil de romper y provoca una mayor tasa de consumo de azúcar en general, lo que puede tener efectos secundarios graves en el cuerpo.